jueves, 26 de junio de 2008

Hojas amarillas


La foto no es mía, es de http://www.achu.com.ar/

Los sentimientos se me encimaron,
como asi las hojas quedaron unas sobre otras
en el piso.

Es una sensación rara y me pasa muy frecuente,
esto de compartirme entre la alegría y la tristeza,
siempre las dos al mismo tiempo.
Se me viene la imagen de una tirándome de un brazo y
la otra del otro, a ver quien se queda con mi ánimo.

Yo no me resisto, que gane cualquiera, pero que
gane una pronto, porque con las dos juntas no puedo.
Porque uno no puede disfrutar de su alegría cuando
alguna tristeza le pinche el pecho.
Porque uno se siente un desagradecido llorando unas
penas con un par de alegrías golpeandole la puerta.

Me quedo quieta un rato, para cerrar los ojos,
para respirar calma que me aclare algo.
Me quedo quieta, rechazo el movimiento,
con la inocente pero firme esperanza
de que si mi cuerpo se queda inmóvil
mis emociones se contagien y le sigan el acto.

Mis emociones hoy son hojas secas que de un solo
roce se empiezan a quebrar.
Y yo hoy soy mis emociones.

"Amo, eso sí­, el dulce llanto que me provoca.
Los delicados razonamientos que me inspira.
Amo la forma en que rima con mi tristeza."
-Alejandro Dolina-

8 comentarios:

Dédalus dijo...

Las hojas secas, unas sobre otras, se superponen y terminan fundiéndose en una única capa que es el humus.
Algo así sucede con nuestros sentimientos y emociones: por únicos, dispares, irrepetibles y contradictorios que sean, acaban por amalgamarse y conformarnos en lo que somos: Un poco de todo eso, que es lo que también rige con el devenir de las estaciones. Por lo mismo, tras estar mustios también reverdecemos y así se cumplen nuestros ciclos vitales...

Besos, Celeste.

L.Santino dijo...

una y otra vez
simplemente hermoso
cada letra de tu linea
una gota de agua pura

una y otra vez
se repite todo el tiempo
para al fin ser ese rio
que me lleva hacia tu mundo.

L.Santino

-Pato- dijo...

Así de contradictorios somos, en este mismo momento me sucede esto que vos escribiste mágicamente.

Una tristeza me golpea desde adentro y una alegría se pasea por mi puerta, o tal vez no sea así, y quien esté golpeando fuerte sea una alegría y yo haya mirado mal y a quien vi pasar por la ventana era una pena.

Ambas nos rondan, si me permitís un consejo, dejá por hoy que entre la alegría, mañana será otro día y tal vez estés mas fuerte para abrirle la puerta a la tristeza.

Un abrazo.
(Siempre me voy conmovida por tus escritos.)

virginia dijo...

describir lo que sentimos es trasformar el tiempo en papel. acá lo hiciste, y este papel es de muy buena calidad!
la risa, el llanto.. la emoción de que ambos se conozcan, se miren a los ojos, se burlen de sí mismos..
ahí están, latentes aguardando por nosotros: (la furia)
la tristeza espera que caigamos derrotados a sus pies, la risa nos invita a tomar apuntes en las clases de la vida.
será que no se pueden despegar? o mejor dicho.. será que no nos podemos despegar de ellos?
personalmente creo que conviven amarrados de la mano, les encanta seducirse, así que tenemos que aprender a sobrellevar ese amor.. somos nosotros quienes lo inspiramos después de todo a esos dos enamorados ^^ je.
si estos son días de tristeza que pasen celestín.. pensá que mañana el sol te va a invitar a hacerle cosquillas..^^ es mejor así no?

besos
^.^

Floretta dijo...

siempre tan pero tan conectadas vos y yo.
serás mi hermana gemela que nunca encontré?
ya tengo mis dudas... necesitaremos un adn :)

beso

Socio del Desierto dijo...

A mi también me vino un viento fuerte y me encimo todos los sentimientos encima.

V. dijo...

Es que hay tristezas que pueden hacerte sonreir..
Alegrías que te parten al medio...

Sentir...sentirlo todo junto y a la vez..
Una privilegiada

Pame... dijo...

Puedo decir... lo que dice un amigo Alejandro Filio... "Vale la pena tu pequeña huella, aun si me cuentas que todo será y es barro... valió cada muerte"...

Esas emociones a veces, y hoy especialmente, soy yo.

Abrazos!!